CPI Plurilingüe José García García. Ourense.

Misi visita el CPI Plurilingue José García García (Mende). Ourense

El 1 de Febrero MISI continuó sus viajes con el objetivo de seguir conociendo a los alumnos y alumnas que han sido elegidos para participan en esta edición del proyecto Me Gusta Mi Río, promovido por la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil, dependiente de la Vicepresidencia Tercera del Gobierno, Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. 

MISI acudió acompañada por dos biólogos y también por el Director del proyecto y la jefa del Departamento de Comunicación de la CHMS, quienes dieron la bienvenida al proyecto a los niños y niñas de 5º y 6º de primaria, y les transmitieron lo importante que es para  la CHMS contar con su presencia en el proyecto y sus deseos de que el mismo sea útil para aprendan mucho, investigando y divirtiéndose, hasta convertirse en magníficos cuidadores y cuidadoras de ríos.

Los niños y niñas se mostraron muy educados y participativos durante toda la presentación, realizando comentarios muy interesantes. Por ello MISI se sintió entusiasmada, y no paraba de pensar en todas las actividades, investigaciones, juegos y retos que compartirá con estos jóvenes investigadores a lo largo del desarrollo del proyecto. 

También hubo tiempo para realizar un juego que sirvió para que los niños y niñas demostrasen sus conocimientos sobre cómo podemos cuidar un río y fuesen conociendo a algunos de sus habitantes menos famosos,  así como algunas amenazas que ponen en peligro la salud de los ríos y que entre todos y todas podemos revertir.

Los niños y niñas se mostraron entusiasmados con el proyecto y nos trasladaron que están deseando empezar con las actividades.

Por nuestra parte comentar que hemos pasado una jornada estupenda con los alumnos, alumnas, profes y demás personal del CPI José García García y agradecemos enormemente vuestra amabilidad y atención en todo momento.

Nos vemos en el río!

Los biólogos visitan el río

Os queremos presentar el lugar que los biólogos y MISI han seleccionado en Ourense para realizar las actividades en el río del proyecto de Educación Ambiental “Me Gusta Mi Río, enséñame a cuidarlo”, promovido por la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil.

Las actividades se realizarán en el entorno de Oira, aguas abajo del Aula de la Naturaleza de Oira y de la pasarela de Oira. El lugar es de fácil accesibilidad y permite la participación de niños y niñas con discapacidad motriz.

En esta zona el río Miño forma un pequeño islote que ha sido colonizado por la vegetación y en el que podemos observar chopos, alisos, sauces, fresnos y saúcos. Esta isla proporciona un buen refugio para la fauna y en sus inmediaciones es frecuente observar ánades reales, garzas, cormoranes, andarríos chico o martín pescador. Otras aves frecuentes en la zona son las urracas, mirlos, palomas torcaces, gorriones, verderones, verdecillos, carboneros y herrerillos. Cuando caminemos por el paseo del río es buena idea fijarse en los árboles pues en ellos podremos observar diversos tipos de cajas nido que han sido colocadas para que diferentes especies de aves encuentren su lugar ideal para criar a la próxima generación.

En cuanto a la fauna piscícola, no es difícil observar desde la propia pasarela de Oira especies como las truchas, cachos y carpas.

Justo enfrente del lugar donde realizaremos las actividades, al lado de la desembocadura del río Lonia, la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil tiene una estación SAICA (Sistema Automático de Información de Calidad de las Aguas) que proporciona datos de gran interés y que podéis conocer haciendo click aquí.

¡Nos vemos en el río!

El río Miño

El río Miño nace en el Pedregal de Irimia en la Serra de Meira (noroeste de la provincia de Lugo), a unos 695 m de altitud, en una morrena glaciar, bajo la que se escucha correr el agua. Seis kilómetros aguas abajo, en la laguna de Fonmiñá, su caudal aumenta ya que allí existe una importante surgencia de agua asociada a rocas calcáreas de la formación “Caliza de Vegadeo”.

Ya en su tramo medio el río Miño baja caudaloso, después de recibir las aguas del río de su afluente más importante, el rio Sil, en Os Peares (Lugo), afluente que le aporta casi el doble de água de la que trae el Miño en ese punto. En este punto existe un importante encajamiento que desaparece antes de llegar a Ourense, de modo que sus aguas vuelven a calmarse, bajando calmas y serenas “Río Miño, vai caladiño…”

La ciudad de Ourense recibo al Miño con 8 puentes desde los que contemplar su majestuosidad. Entre todos ellos destaca el Puente Mayor o Puente Romano, por ser el que más tiempo ha estado contemplando el transcurrir de las aguas de este río.

Además, en esta ciudad existen numerosas sendas en ambas orillas que permiten disfrutar de su biodiversidad:  14 kilómetros desde Oira hasta Outariz para disfrutar y aprender de la naturaleza al tiempo que nos sorprendemos con  las surgencias de manantiales termales junto al bosque de ribera en el que abundan sauces, alisos, avellanos, laureles, aceres, robles y chopos.   La fauna es más huidiza, pero si prestamos atención podremos observar sin dificultad fauna asociada al río como truchas, bogas y carpas, aves ligadas al medio acuático como el martín pescador, el ánade real, la garza real, el mirlo acuático o la lavandera cascadeña, así como anfibios como la rana patilarga, la rana verde, el sapo común o la salamandra común o reptiles como la culebra viperina, la culebra de collar o el lagarto verdinegro. Otros animales son más difíciles de observar, pero nos dejan rastros que nos informan de su presencia, este es el caso por ejemplo de la nutria, la gineta, el zorro o el jabalí. Si caminamos por la noche quizá podamos observarlos y también podremos disfrutar de los sonidos que emiten algunas aves nocturnas como las lechuzas, cárabos, mochuelos o los discretos silbidos de los autillos en época estival.